Carrito

El consumo de tabaco está detrás de entre el 85-90% de los casos de EPOC. Cuanto más se fuma, más probabilidades se tiene de desarrollarla.

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es una patología respiratoria crónica e inflamatoria que, con el tiempo, va haciendo que cada vez resulte más difícil respirar ya que se obstruye el paso del aire a los pulmones. Aparece tras varios años fumando y su evolución lenta y progresiva y con un gran impacto sobre la calidad de vida de los enfermos.

La EPOC se puede manifestar en forma de bronquitis crónica o de enfisema. En la bronquitis crónica los bronquios se inflaman y se estrechan a la vez que aumenta la producción de mucosidad. Provoca tos crónica y expectoración. El enfisema se produce por la destrucción de los alvéolos y el colapso de las vías respiratorias pequeñas. Esto  dificulta la expulsión del aire hacia afuera desde los pulmones.

Las personas que han desarrollado EPOC tienen riesgo mayor de padecer enfermedades cardíacas o cáncer de pulmón, entre otras. Aunque no hay cura para la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, los síntomas sí pueden tratarse para lograr un buen control de la enfermedad y prevenir la aparición de otras patologías asociadas.

La EPOC y el tabaquismo

La EPOC está provocada por la exposición a largo plazo a gases o partículas irritantes, en la mayoría de los casos a  los compuestos de los cigarrillos. De hecho, el consumo de tabaco está detrás de entre el 85-90% de los casos. Cuanto más se fume, más probabilidades se tendrá de desarrollarla. Puede afectar también a fumadores pasivos.

Tradicionalmente ha sido una enfermedad masculina porque el porcentaje de hombres fumadores era superior al de las mujeres, pero en los últimos estudios se ha comprobado que la proporción de mujeres diagnosticas de enfermedad pulmonar obstructiva crónica ha aumentado un 70% en 10 años.

Hablar de enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es hablar de tabaco

Síntomas de la EPOC

Los síntomas de las EPOC son muy sencillos de identificar y se les debe prestar especial atención cuando la persona que los refiere es o ha sido fumador.

Por tanto, se sospecha de EPOC cuando hay:

  • Tos crónica.

  • Producción de mucosidad. Expectoración.

  • Disnea o dificultad respiratoria. Empeora cuando se hace actividad física.

  • Pitos y sibilancias al respirar.

  • Infecciones respiratorias frecuentes.

  • Hinchazón en los tobillos, los pies o las piernas.

  • Cansancio.

Para confirmar el diagnóstico, el especialista te pedirá algunas pruebas como la espirometría para conocer la capacidad pulmonar total. Es una prueba muy sencilla que consiste en tomar aire y expulsarlo por la boca en un tubo conectado a una máquina que mide el volumen de aire que entra y sale de los pulmones. Otras pruebas que pueden ser necesarias son la pulsioximetría, analíticas y pruebas radiología (radiografía, TAC).

¿Cómo se puede tratar la EPOC?

El tratamiento más efectivo para enfermedad pulmonar obstructiva crónica es dejar de fumar y evitar la inhalación tanto del humo de los cigarrillos como de otras sustancias tóxicas.

Por otro lado, se aconseja la vacunación antigripal para prevenir las infecciones respiratorias.

En cuanto a medicamentos, se utilizan inhaladores con distintos fármacos: broncodilatadores, corticoesteroides,  antiinflamatorios, etc.

La fisioterapia respiratoria también es de gran ayuda para preservar la función respiratoria y mejorar la calidad de vida.

5 consejos para vivir con enfermedad pulmonar obstructiva crónica

  • Olvídate del tabaco.

  • Evita lugares de gran contaminación ambiental.

  • No dejes de hacer ejercicio físico. Adapta tu actividad a tus capacidades pero no te quedes sentado en el sofá.

  • Ingiere abundante agua o líquidos ya que así será más fácil expulsar la mucosidad.

  • Sigue una alimentación equilibrada y evita las comidas copiosas. Es mejor realizar 5 o 6 comidas al día para aligerar la carga respiratoria.

Imma Hernández

Imma Hernández

Soy Licenciada en Periodismo y desde hace 15 años me dedico a la comunicación médica. Durante 9 años y medio estuve como redactora jefe en MedicinaTV.com realizando contenidos escritos y audiovisuales tanto especializados -para profesionales sanitarios- como más divulgativos, para público general. Después, me incorporé como content curator a ClinicPoint, una plataforma online líder en la venta de servicios de medicina privada en España. Y más adelante a la agencia de comunicación Innuo, especializada en salud y nuevas tecnologías, desarrollando estrategias y proyectos de comunicación online. Actualmente trabajo como periodista en la Dirección de Comunicación del Hospital Vall d’Hebron de Barcelona y colaboro con distintas webs de salud.

Leave a Reply